Antes de ayer se celebró la noche de Halloween y yo me la pasé haciendo una mudanza.

El por qué hacer una mudanza de noche, tiene más que ver con el ayuntamiento de mi ciudad que por gusto.

Y creo que no hay forma más terrorífica de celebrar esa noche que subiendo y bajando muebles que no caben en un ascensor.

Aunque luego para compensar vimos una película muy mal royera, no todo va a ser malo.

Y un truco al que recurrimos para no irnos a dormir con mal cuerpo tras ver una peli de terror es ver un episodio rápido de alguna serie de comedia.

Y aprovechando que la cosa va de luces y sombras, hoy quiero explicarte cómo implementé el modo oscuro en un sitio web WordPress sin utilizar plugins.

Lo logré gracias al uso de variables CSS y a una media query que no conocía hasta la fecha que permite detectar qué configuración tiene el dispositivo desde donde se está cargando la web (si modo oscuro o claro).

PD: Caroline no vayas hacia la luz, ve a suscribirte.

David