El otro día mientras iba de camino a un concierto con un buen amigo hablábamos de este tema.

Y justo ha dado la casualidad de que hoy estoy realizando un curso donde se explica el Efecto Pigmalión.

El efecto Pigmalión se refiere a la potencial influencia que ejerce la creencia de una persona en el rendimiento de otra.

Es decir, el cómo nos perciben otras personas nos afecta directamente para bien o para mal.

...

Hablábamos de que no entendemos porque existen esa clase de personas cenizas que cuando compartes algo de forma pública, algo que seguramente te hace ilusión o estás contento con el resultado, lo único que saben hacer es soltarte un comentario lapidario.

Un comentario que supongo les hace sentir que son ingeniosos.

Y como el puñetero efecto Pigmalión suele funcionar mejor en el sentido negativo, a la que alguien nos suelta la bomba, nos hace sentir que no valemos lo suficiente.

Cuando los que realmente no valen una mierda, son los amargados que dedican su tiempo libre a juzgar a los demás, porque seguramente sus vidas no les llena lo suficiente.

...

Hoy es el correo número 100 que envío y a parte de darte las gracias si has ido leyendo las turras que te envío, solo quiero recordarte que si estás haciendo algo que te llena (o que te has propuesto hacer) tengas en cuenta que los cenizos siempre existirán.

Pero como dice el dicho: Lo que dice Juan de Pedro, dice más de Juan que de Pedro.

Ea!

https://silicodevalley.com/empieza-ahora/

David Perálvarez